horticultura, huerto, vida sana

Cultivo de la Fresa

728x90_2

La fresa pertenece a la familia de las rosáceas al igual que la mayoría de los frutales cultivados en climas templados. Es una gran familia que engloba a más de 500 especies de espinos y por supuesto a los rosales, los cuales dan nombre a la familia.

Algunos horticultores consideran que cultivar fresas es un poco difícil, pero si seguís los pasos que os vamos a indicar en este artículo podréis disfrutar de una abundante cosecha desde la primavera hasta el otoño.

Las fresas son plantas que andan, debido a que no poseen un sistema complicado de raíces, cuando agotan el suelo sobre el que viven en uno o dos años, huyen en busca de tierra fértil. Para ello han desarrollado un sistema de estolones que se desplazan reptando por el terreno  hasta dar con un lugar adecuado donde enraizar.

Suelo y clima

Las fresas son especies del bosque y esto hay que tenerlo en cuenta a la hora de elegir su ubicación en el huerto. Aunque fructifican mucho mejor al sol, son plantas muy tolerantes con la sombra.

Son adecuados los terrenos llanos, sometidos a unas temperaturas medias anuales en torno a los 7 grados centígrados, con pendientes muy suaves y orientados el suroeste (en el hemisferio norte).

En su hábitat natural crecen en mantillo casi puro, por lo que es importante aportar una buena cantidad de materia orgánica al bancal. Son muy exigentes en cuanto al potasio por lo que si se dispone de cenizas de madera conviene echarlas en la superficie.  Prosperan mejor en los suelos ligeros que en los arcillosos, pero en estos últimos si aportamos una buena cantidad de materia orgánica también obtendremos buenos resultados.

La fresa se muestra muy sensible a la humedad, necesita una cantidad suficiente de agua durante el periodo de maduración de las frutas, pero los suelos encharcados favorecen la aparición de la podredumbre gris en las mismas.

Tampoco son adecuados los lugares expuestos al viento.

Multiplicación

A menos que se quieran obtener nuevas variedades, en cuyo caso es necesario obtenerlas a través de semillas, lo mejor es multiplicarlas a través de estolones.

La mayoría de las variedades de fresa dan estolones por sí mismos, pero si queremos estimular su formación tan solo tenemos que eliminar las flores a algunas plantas y pronto veremos cómo empiezan a surgir estolones de la planta principal.  Una forma práctica de trasplantarlos es situar pequeñas macetas alrededor de la planta e ir dirigiendo los estolones hacia ellas para que enraícen en las mismas. Cuando han echado raíces se separan de la planta madre y se trasplanta al emplazamiento definitivo.

Se  pueden plantar fresas en cualquier época del año, pero si lo hacemos en otoño, al llegar la primavera comenzarán a crecer con fuerza y ese mismo año obtendremos cosecha.

Se recomienda plantarlas a una distancia entre filas de 50 centímetros y 30 entre cada planta. Algunos horticultores recomiendan incluso mayor separación.

Cuidados durante el crecimiento

Hay que mantener el bancal libre de hierbas competidoras. Es muy recomendable aplicar un buen acolchado de paja al llegar la floración, con ello evitamos la podredumbre, controlamos las malas hierbas y nos ayuda a mantener un nivel adecuado de humedad en la tierra.

También hay que protegerlas de los pájaros y las babosas, cubrirlas con una red para los primeros y rodear el bancal con cascaras de huevo puede ser una buena solución para los segundos.

Plagas y enfermedades

Mildiu. Se presenta en forma de polvo blanco que da a las fresas un color apagado.

Pulgones. Debilitan la planta y trasmiten virus. Se pueden rociar con un caldo de nicotina, evitando hacerlo cuando las frutas están maduras.

Escarabajo del fresal. Este pequeño insecto devora las fresas. Manteniendo el bancal libre de malas hierbas evitamos que este se instale en las proximidades.

Moho gris. Aparece primero en forma de mancha gris sobre las flores y después se traslada a los frutos hasta formar una vellosidad grisácea que los pudre.

Podredumbre. El exceso de humedad es el causante de este mal.

 

Recolección

Hay que arrancar los frutos de la planta con el peciolo intacto, esto hace que se conserven mejor y mantengan todas sus vitaminas y otras sustancias nutritivas. Si las mantenemos en un lugar fresco podremos consumirlas durante varios días.

Después de la recolección, al final del verano, principio de otoño, retiramos la paja, haciendo una poda para eliminar las hojas muertas, y los estolones sobrantes.

Beneficios terapéuticos

Esta fruta es una excelente fuente de vitamina C y manganeso, y también contienen buenas cantidades de ácido fólico y potasio.

Las fresas son muy ricas en antioxidantes y compuestos de plantas, las cuales tienen grandes beneficios para nuestra salud, como el cuidar la salud de nuestro corazón y el control de azúcar en sangre.

Vídeos recomendados


Variedades de fresa

Las variedades de fresa que se cultivan actualmente son el resultado de los cruces de las especies más diversas de Europa, Asia y América; todas estas variedades pertenecen al género fragaria. Habitualmente se distinguen  dos tipos: las fresas ascendentes (re florecientes)  y las no ascendentes (no re florecientes). Entre estas  existen unas variedades de maduración precoz, semiprecoz, semitardía y tardía. También se distinguen por el tamaño de la fruta.

Variedades no re florecientes.

Precoces

  • “Aliso”: Procede de California. Muy precoz y de buenos rendimientos. Planta vigorosa y de porte erguido. Fruto con resistencia al transporte y de tamaño mediano, carne dura y jugosa, con sabor algo ácido, de forma globosa y color rojo.
  • “Cruz”: Origen californiano. Precoz, de porte erguido, fruto grueso, de forma cónica y color rojo oscuro, con la carne firme de color rojo claro, de buen sabor, resistente al transporte. Rendimiento bueno.
  • “Darboprim”: Origen francés. Muy precoz. Planta de porte caído, follaje de color verde oscuro, aplanado o acanalado. Fruto medio-grueso, de color rojo brillante y forma cónica. La carne es firme y de color rojo vivo, con buen sabor y resistencia al transporte. Rendimiento muy elevado.
  • “Darstar”: Origen francés. Producción precoz, planta de porte erguido, vigoroso. Fruto mediano, cónico abultado, de color rojo claro brillante y carne firme de color algo rosado. Buen sabor, resistente al transporte y buen rendimiento.
  • “Douglas”: Origen californiano. Precoz, vegetación vigorosa, follaje claro y porte semierguido. Frutos gruesos, de forma cónico alargada, de color rojo anaranjado. La carne es firme, de color rojo con el centro rosado, buen sabor y resistencia al transporte. Rendimiento elevado.
  • “Elvira”: Origen holandés. Precoz, planta poco vigorosa. Frutos medio gruesos y cónicos. De color rojo fuerte y carne firme y jugosa. Sabor agradable y resistente al transporte. De buen rendimiento.
  • “Favette”: Origen francés. Muy precoz, porte de la planta semierguido. Fruto de tamaño medio-grueso, forma cónica corta, de color rojo fuerte brillante, buena calidad de consumo, carne firme, regularmente azucarado y ligeramente ácido. Rendimiento medio.
  • “Glasa”: Origen holandés. Precoz, frutos gruesos, brillantes, de color rojo claro, medianamente perfumados, cónicos y con gran firmeza que permite un buen transporte. Rendimiento bueno.
  • “Garriguette”: Origen francés. Precoz. Fruto medio grueso, cónico alargado, color rojo fuerte brillante, carne firme y jugosa. Productividad media.
  • “Grande”: Origen francés. Precoz. Frutos de unos 75 g bien coloreados y perfumados. Para transporte a distancia, se debe cosechar antes de la madurez completa.
  • “Marie France”: Origen francés. Muy vigorosa y precoz. Buen rendimiento. Frutos gruesos, muy brillantes y alargados. Carne de buen sabor.
  • “Karola”: Origen holandés. Planta de porte caído, no muy brillante. Fruto medio grueso cónico y carne rojo fuerte. Buen rendimiento.
  • “Regina”: Origen alemán. Vigorosa, con un fruto de tamaño regular, de buen sabor y brillante, de color rojo anaranjado, jugoso y de carne pálida. Soporta bien el transporte.
  • “Senga Precosa”: Origen alemán. Productividad media, fruto de tamaño medio pequeño de forma cónica redondeada, de color rojo oscuro brillante, de sabor agradable y buena calidad.
  • “Senga Precosana”: Origen alemán. Precoz, fruto muy grande, de color rojo vivo, carne firme, perfumada, de excelente calidad. Soporta bien el transporte.
  • “Suprise des Halles”: Origen francés. Vigorosa, precoz, rústica y productiva. La carne del fruto es firme y jugosa, muy perfumada, de buena calidad. Buena adaptación para el transporte.
  • “Sequoia”: Origen californiano. Muy precoz. Fruto grueso de forma cónica corta, color rojo fuerte que vira a púrpura oscuro con la madurez. Rendimiento elevado.
  • “Tioga”: Origen californiano. Precoz, con gran producción, fruto grueso, color rojo brillante, de carne firme y forma cónica. Buena calidad y buen aguante para el transporte.
  • “Vigerla”: Origen alemán. Planta vigorosa, precoz, fruto de forma cónica y carne firme.
  • “Toro”: Origen californiano. Precoz, fruto cónico en punta de tamaño grande, color rojo anaranjando y brillante, resistente al transporte y de tamaño grande.
  • “Vista”: Origen californiano. Precoz, fruto grueso, cónico, de carne firme, color rojo y algo rosáceo al aproximarse al corazón, de buen sabor, resistente al transporte y rendimiento elevado.

Medio precoces

  • “Belle et Bonne”: Origen francés. Frutos gruesos, redondeados de color rojo vivo, muy olorosos, azucarados y firmes, soporta bien el transporte.
  • “Belrubi”: Origen francés. Fruto muy grueso, de forma cónica alargada, color rojo grosella, carne muy firme de color rojo anaranjado, no muy olorosa y resistente al transporte.
  • “Cambridge Favourite”: Origen inglés. Gran productividad. Fruto uniforme, grueso, de forma cónica algo abultada, color rojo pálido, carne firme y jugosa, de buen sabor y con buena resistencia a manipulaciones y transporte.
  • “Confitura”: Origen holandés. Fruto grueso y alargado, frecuentemente deformado, color rojo oscuro, carne roja y firme, de buen gusto, resistente al transporte.
  • “Fresno”: Origen californiano. Fruto grueso, de color rojo brillante, carne firme, jugosa y muy aromática. Buena calidad y buen rendimiento.
  • “Marieva”: Origen alemán. Frutos de forma cónica, brillantes, de carne firme con aguante al transporte, azucarados y olorosos.
  • “Merton Princess”: Origen inglés. Frutos muy gruesos, de buena calidad, jugosos y perfumados, de color rojo anaranjado brillante.
  • “Tufts”: Origen californiano. Frutos gruesos y de forma cónica, truncada en la punta, color rojo anaranjado brillante, carne firme, rojo anaranjado y azucarada, resistente al transporte. Rendimiento elevado.

De media estación

  • “Apollo”: Origen norteamericano. Frutos gruesos de tipo cónico, color rojo escarlata brillante, carne rojo grosella, firme y resistente al transporte. Rendimiento medio.
  • “Elsanta”: Origen holandés. Fruto grueso, cónico redondeado, color rojo brillante, carne anaranjada, firme y de buen gusto. Aguante al transporte y elevado rendimiento.
  • “Korona”: Origen holandés. Fruto grueso, de color rojo oscuro, carne roja, firme , de buen gusto y resistente al transporte. Rendimiento elevado.
  • “Pájaro”: Origen californiano. Fruto grueso, cónico alargado, de color rojo brillante, carne firme de color rojo claro, buen sabor y resistente al transporte. Rendimiento elevado.
  • “Splendida”: Origen alemán. Frutos muy gruesos a medios, de forma cónica y aplastada. Color de naranja a púrpura, carne rojo medio, de buen gusto. Buen rendimiento.
  • “Gorella”: Origen holandés. Fruto grueso , cónico, de color rojo brillante, carne firme, coloreada, jugosa y dulce, aunque no es de las que tiene más calidad en este aspecto. Buena resistencia al transporte.
  • “Senga Gigana”: Origen alemán. Frutos muy grandes (hasta 40 y 70 g), de forma cónica alrgada.
  • “Senga Sangana”: Origen alemán. Fruto de color rojo oscuro, brillante, de carne roja muy igual, firmeza media, sabor dulce acidulado y aromático. Buena aptitud al transporte.
  • “Souvenir de Machiroux”: Origen belga. Frutos muy gruesos, coloreados, jugosos, de sabor acidulado y azucarado.

Tardías

  • “Aiko”: Origen californiano. Fruto homogéneo, grueso, largo, de forma cónica, con al extremidad en punta, carne firme, color rojo claro, ligeramente azucarada, muy resistente al transporte y rendimiento elevado.
  • “Bogota”: Origen holandés. Frutos grueso, cónicos, color rojo oscuro, carne acidulada, buen gusto , resistentes al transporte y elevado rendimiento.
  • “Madam Moutot”: Origen francés. Frutos muy grandes pero algo blandos, color rojo claro, forma redondeada, color de la carne asalmonado.
  • “Sengana”: Origen alemán. Fruto de grosor medio, homogéneo, forma cónica ligeramente alargada y de color rojo. Carne jugosa, firme, perfumada y de color rojo, con poca resistencia al transporte.
  • “Red Gauntlet”: Origen inglés. Muy productiva, de fruto medio grueso, de forma cónica corta, color rojo pálido brillante, carne firme, poco perfumada, de sabor poco acidulado.
  • “Tago”: Origen holandés. Fruto mediano a grueso, cónico, rojo a rojo púrpura, de carne rojo medio, bastante firme y de buen gusto. Rendimiento bueno.
  • “Talismán”: Origen inglés. Fruto mediano de forma cónica algo alargada, color rojo intenso, carne medianamente firme, bastante azucarada y de buena calidad.
  • “Templar”: De origen inglés. Frutos gruesos, con forma oval, rendimiento elevado.
  • “Tenira”: Origen holandés. Fruto bastante grueso, de forma cordiforme, ligeramente aplastado, color rojo vivo, carne firme de color rojo, de muy buen gusto. Resistente al transporte y elevado rendimiento.
  • “Valeta”: Origen holandés. Fruto medio grueso, de forma cónica, no muy brillante, con la carne rojo claro y de muy buen gusto. Rendimiento bueno.
  • “Vola”: Origen holandés. Fruto grueso y alargado, de buena calidad.

Variedades reflorecientes

    • “Brigton”: Origen californiano. Fruto grueso, de forma cónica alargada y a veces aplastada, color rojo anaranjado brillante. La carne es firme y de color rojo y algo rosáceo, de sabor semidulce. El rendimiento es elevado.
    • “De Macheravich”: De buena calidad, sus frutos son de color rojo anaranjado, buen grosor y forma cónica, con la carne de firmeza media, azucarada y olorosa.
    • “Hecker”: Origen californiano. Fruto de grosor medio, forma cónica redondeada, color rojo brillante, carne firme y roja con tono rosáceo en el centro, de muy buena calidad y resistencia media al transporte. Rendimiento elevado.
    • “Hummi Gento”: Origen alemán. Frutos muy gruesos, de forma cónica muy alargada, con desarrollo uniforme, color rojo ladrillo, carne firme y jugosa, muy azucarada, con sabor muy agradable. Buen aguante al transporte.
    • “Ostara”: Origen holandés. Fruto es medio grueso, de forma cónica corta, redondeado en la base, color rojo intenso uniforme. Carne firme y jugosa de sabor agradable.
    • “Rabunda”: Origen holandés. Frutos semigruesos de forma cónica corta abultada, de color rojo anaranjado brillante. La carne es firme, jugosa y perfumada e sabor agradable y color blanco rosáceo.
    • “Revada”: Origen holandés. Frutos cónicos-redondeados, color rojo intenso. Carne firme, dulce y aromática, con resistencia al transporte. Buena productividad.
    • – “Sin Rival”: Origen francés. Buen rendimiento. Fruto grueso, de forma cónica, color bermellón, con la carne pálida, azucarada y perfumada.

 

 

 

Posted in Cultivos and tagged , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *